Skip to content
sudoración excesiva, hasta 10 litros al día

La sudoración y sus características.

En el sudor podemos encontrar una serie de sustancias que nuestro cuerpo elimina, como toxinas producidas después de la descomposición de alimentos, bebidas, medicamentos, agua, azúcares y sales.

Algunas personas pueden verse afectadas por un exceso de sudoración que puede llegar a verse anormal, sin embargo, esto puede deberse a una condición patológica llamada hiperhidrosis.

Siendo que la sudoración está controlada de manera hormonal, podemos ver como dependiendo de la edad la sudoración varía en cantidad y en situaciones que la produzcan; como también puede depender del estado de ánimo de la persona, dieta, condiciones del clima y esfuerzo físico.

La presencia del mal olor de la sudoración se ve afectada por factores como la genética, higiene o la dieta, pero como principal causa encontramos un grupo de bacterias que se reproducen fácilmente en ambientes húmedos y que a causa de su fermentación por la humedad y el calor producen mal olor.

Pero, si sabemos que el sudor por sí solo es inodoro, entonces ¿de dónde viene el mal olor?

Ya hablamos de las bacterias que se pueden cultivar gracias al ambiente húmedo en el cuerpo, pero, por otro lado, también tenemos como responsables a químicos volátiles, como los ácidos grasos y esteroides.

Los desodorantes actúan disminuyendo la secreción de sudor y la producción de bacterias, ya que presentan ingredientes especiales que actúan como antitranspirantes cuya función es reaccionar a la secreción de sudor para bloquear las glándulas sudoríparas. Además, poseen componentes que combaten las bacterias para que estas no generen malos olores y por último poseen fragancias que ayudan al usuario a sentirse cómodo.

Se caracteriza por la producción excesiva de sudor en el cuerpo, en este caso la transpiración no solo depende del clima o la actividad física sino de factores genéticos hereditarios o aparece como síntoma de ciertas enfermedades.

La tecnología TRIsolid de Rexona Clinical te brinda máxima protección gracias a que su crema crea una capa protectora sobre las glándulas sudoríparas lo cual las bloquea y ayudar a sudar menos.

Funciona mejor si lo aplicas de noche ya que las glándulas sudoríparas tendrán menos actividad y mejor oportunidad de entrar en contacto con los componentes de Rexona Clinical para que al día siguiente cuentes con una máxima protección, incluso después de tomar tu ducha matutina. Puedes usarlo a diario gracias a su acción humectante.

Fuentes: Farmacoline, Vitonica.

Más sobre Rexona.