Hero Image

¿Por qué el sudor mancha la ropa?

Cuando nuestra vida social es activa, siempre estaremos en situaciones que nos relacionan con otras personas; sea en el trabajo, la rumba o practicando algún deporte. El vernos bien y oler bien cobra gran importancia, ya que esto es lo que nos identifica ante nuestros amigos, familiares y compañeros de trabajo.

La presentación personal siempre ha sido un factor de peso en el éxito social de las personas, si sufrimos de sudoración excesiva sabemos lo incómodo y vergonzoso que pueden ser esas manchas de sudor, principalmente en nuestras axilas. Esas manchas dan impresión de poca higiene y mal olor, pero este problema se puede tornar aún peor, si la ropa que usas queda manchada. 

Pero ¿quién es el culpable de que la ropa se manche en el área de las axilas? la realidad es que hay varias razones para esas manchas en la ropa, depende en gran medida de la química y genética de cada persona. Las axilas son una zona del cuerpo donde hay gran concentración de glándulas sudoríparas y a su vez estas son las que presentan mayor actividad en la producción de sudor.

Existen dos tipos de glándulas sudoríparas: Las primeras son las ecrinas que son las responsables de producir la mayoría del sudor. Este sudor está compuesto por agua y sal, si sudas demasiado a través de estas glándulas es posible que queden unas marcas blancas en tu ropa, esto es debido a que cuando el sudor se seca las sales de la transpiración se transfieren a la ropa. 

El segundo tipo de glándula sudorípara son las apocrinas, estas glándulas secretan un sudor más espeso y aceitoso que generalmente producen el aroma particular de cada persona, pero cuando entra en contacto con las bacterias en la superficie de la piel emite un líquido con color que mancha la ropa.

Las glándulas apocrinas también son responsables en ciertas personas, de la secreción de lipofuscina que es un pigmento de color pardo amarillento, cuando esto sucede se conoce como cromhidrosis; esta es una condición médica que debe ser tratada por un dermatólogo.

La primera línea de defensa contra las manchas ocasionadas por la sudoración es el uso del antitranspirantes, pero se debe tener cuidado en su aplicación, ya que en algunas personas las sales de aluminio pueden interactuar con el sudor en la superficie las axilas y manchar la ropa.

Por esto es de suma importancia aplicar el antitranspirante con la piel completamente seca y limpia, para que de esta forma pueda penetrar bien en los ductos de las glándulas sudoríparas y no quedarse solo en la superficie de la piel. También se debe dejar secar bien el antitranspirante antes de vestir alguna prenda, así se evita al máximo las posibilidades de manchas en la ropa. 

Para las personas que quieren sentirse más seguras, cuentan con el antitranspirante Rexona Crystal®  el cual con su tecnología de bajos depósitos de sales de aluminio, te mantiene protegida contra la sudoración pero sin manchar tu ropa.

Más sobre Rexona.